Coberturas

Lo mejor del rock: Siempre estarán los que quieran estar

Salta volvió a disfrutar de un festival propio, esta vez sin sponsor que digite el gusto de la gente. Gran convocatoria y respaldo del público, demostrando que el rock no está muerto.

Fotos: Gastón Iñiguez

Un festival, cuatro bandas (dos salteñas, una porteña y otra uruguaya) y mucho agite fueron los elementos de la ecuación que se puso en juego el sábado 15 de octubre en el Estadio Delmi. Los grupos locales ya estaban calentitos en lo que se refiere a shows grandes porque venían de tocar en fechas importantes; los orientales venían con experiencia sobre las tablas de nuestra ciudad ya que promedian la “visita por año obligatoria” (esta vez para presentar disco nuevo). Los de Capital Federal fueron la excepción, tras una ausencia de siete años sin show alguno en la provincia.

las pelotas

La última visita de Las Pelotas a Salta nos remonta a aquellos días en donde todavía el Bocha Sokol era el que tenía el micrófono en mano y se encargaba de amasar las masas de seguidores peloteros que se juntaron ése sábado de septiembre del 2004 en el mismo estadio polideportivo. Claro, eran otras épocas y nadie sabía entonces que la banda iba a darse un gran tiempo en volver a estas tierras. Pasaron muchas cosas en el medio, detalles que no quedan afuera de esta historia porque son los encargados de darle ese toque tan místico a la tocada de Daffunchio y compañía en el festival Lo Mejor Del Rock en Salta. Los fallecimientos del Bocha y Gustavo Tavo Kupinski golpearon duro pero en ningún momento se cruzó la idea de parar: desde aquéllos días del 2004, el grupo puso en la calle dos discos que en Salta nunca habían sonado en vivo, hasta ahora. Y eso es parte de los ingredientes que le dieron mucho color a la velada que vivimos todos los que fuimos al Delmi. Sólo con pegarle una mirada rápida a la lista de temas ya te das cuenta lo importante del reencuentro de la banda con nuestro público: el arranque en un tono menor al habitual de “Muchos mitos”, la seguidilla de canciones coreadas por todos como “Ya no estás”, “Saben”, “Capitán América”, “Bombachitas rosas” y una súper acelerada “Shine”, o el momento en que el Bocha se posó sobre nuestras cabezas con “Orugas” y “Pasajeros”, y también cuando sonó la trompeta al ritmo de “Si supieras” y “Hawai”. Pero, y sin lugar a dudas, una frutilla de este postre rico llegó con la última canción que también cierra el flameante DVD en vivo en el Luna Park: bombo y redoblantes empezaron a sonar al palo y “El ojo blindado” se desató sobre el campo del Delmi concluyendo así el último show de Las Pelotas en Salta. Show corto (una hora y monedas) pero potente con pibes que terminaron resbalándose en el pogo.

las pelotas

Perro Ciego y Mi Karma González fueron la presencia local y se encargaron de abrir la jornada a modo de calentamiento de motores para que todo termine de estallar después, desde el mismo escenario, aunque un poquito más arriba: “Miren lo que es ese escenario, se trajeron de todo” dijo el Salchi (cantante de Perro) al avisar que ya se venían las demás bandas. Las dos agrupaciones salteñas tocaron un poco más apretados que las otras dos bandas porque su set ocupaba todo el escenario haciendo que desde la mitad para atrás todo quede intacto y en penumbras mientras los Perro y MKG hacían sus sets. 

perro ciego

La respuesta del público para las bandas locales fue positiva y el agite femenino llegó cuando Andrés González (después de cantar la melosa “Mi almita”) se sacó la remera para darle al ska/cuarteto. Quizás fue la revancha de volver a tocar en el Delmi después de ser teloneros de Bersuit en el 2008 (todavía bajo el nombre de Los Monkis) y de haber perdido la final para tocar junto a Los Fabulosos Cadillacs en el 2009. Perro Ciego mantuvo un set parecido al que venía haciendo en las presentaciones en Express Arte pero sin tocar temas más lentos. “Fue uno de los mejores shows de Perro en lo que va del año” comentó el bajista Pelado Vega después de la tocada para hacer hincapié en el público seguidor de la banda: “estuvo bueno porque ahí nos fueron a ver todos los seguidores de la banda, porque tenemos seguidores de bares y de festivales. Los que no nos van a ver nunca a la Balcarce fueron al Delmi”.

ntvg

Desde Uruguay, No Te Va Gustar pisó nuevamente suelo salteño y con disco nuevo bajo el brazo: vienen tocando acá consecutivamente desde el 2008 sin interrupciones y en la noche del sábado en el Delmi encendió el modo “rock-minitas ATP” que MKG encendió al principio de la jornada. Impresiona estar sentado en una de las plateas de los costados y sentir el griterío de la gran mayoría de chicas que se vuelven locas por la banda. A pesar del atraso del arranque del show (la banda subió a escena una hora después de lo pautado) el set list estuvo comprador de posibles broncas con el atraso: “Con el viento” sonó enganchada con “Fuera de control” y todo estalló de nuevo. “Cero a la izquierda”, “Memorias del olvido”, “Arde”, “Tenés que saltar” y “Clara” fueron extractos de la lista que hicieron corear a todos los presentes. La banda se presentó muy activa sobre escena y el líder natural, Emiliano Brancciari, no se cansó de tirar guiños a sus fans durante la presentación. Por otro lado el trompetista de la banda Martín Gil también tuvo su alícuota de frontman al agarrar el micrófono y cantar unas estrofas de “No hay dolor” mientras se dedicaba a interactuar con la gente. Un show bastante variado, de una hora y casi veinte minutos de duración le alcanzó a los orientales para demostrar que siguen en camino y con más perlitas en el medio del show: en “Te voy a llevar” sonó a modo de intro “Around The World” de Daft Punk y “Seven Nation Army” de White Stripes para concluir el mismo tema con “Todo un palo” de PR.

ntvg

Mirá todas las fotos del festival, por Gastón Iñiguez:

{yoogallery src=[/images/sitio11/galerias/festival-octubre] height=[55]}

Seguí leyendo

Conocé a Die Toten Hosen

Federico Anzardi

Conseguila en Salta

Redacción

Rock en La Caldera

Redacción