Coberturas

Cosquín Rock 2016 Día 2: Tiempo de valientes

Don Osvaldo mostró su enorme convocatoria en plena tormenta. El reggae pegó uno de sus últimos gritos. Jornada bipolar de sol, calor, lluvia y frío.

Fotos por Diego Maita

La tarde del domingo brindó dos de las mejores bandas nuevas de la escena argentina: Octafonic y Barco. Tocaron bajo un sol que pegaba como el tarifazo. La banda de Nico Sorin había debutado en la carpa emergente el año pasado. Hicieron canciones de su alabado disco Monster (2014) y dos temas nuevos, que tomados en vivo ya circulan por You Tube con muy buena respuesta. Por su propuesta de rock/jazz/alternativo y experimental, verlos en vivo es una locura necesaria y deliciosa. Por su parte, los chicos mimados de Barco, una de las bandas preferidas por la prensa especializada, mostraron su pop/rock e hicieron bailotear al puñado de valientes que llegó temprano con sus hits under “El no lugar” y “Sobre la superficie”. Todo fue antes de las 17.

En esta jornada, a mucha gente se le complicó llegar al predio desde las localidades vecinas, especialmente desde Córdoba, donde una gran tormenta no daba tregua.

Al no cumplirse los tiempos anunciados en la grilla, el escenario mayor empezó a desfasarse cada vez por más tiempo. Los horarios, gran tema del Cosquín Rock. Tras dieciséis años, sigue siendo una cuenta pendiente.

En su regreso al festival, Estelares regaló sus canciones de amor y desamor radiales para un gran número de gente en pleno sol, para dar lugar a la seguidilla rocanrol de Ojos Locos y Don Osvaldo, el plato fuerte.

El escenario temático, esta vez destinado al reggae, dio (tal vez) uno de sus últimos gritos. Lo cierto es que al género ya le pasó el tiempo de bonanza y la convocatoria este año fue la menor de todas. En la tarde se destacaron los de Sergio Colombo, firme en el lugar de cantante con su Natty Combo, y el debut solista del ex Kameleba Black Dali. Con la noche encima se vino un cambio de clima total: lluvia, frio y barro. Desfilaron en esas condiciones Dancing Mood, Kenyatta Hill, amigo de Nonpalidece, quienes ya lo trajeron al norte en la primera e inolvidable edición del Tilcara One Love. Justamente, el cierre fue en conjunto con los Nonpa, repitiendo los artistas de ese recordado festival de enero del 2011.

Cosquín Rock siempre va a estar unido a la vida y obra de Pato Fontanet y los suyos. Desde ese espacio de resistencia que tenían años anteriores cuando estaban presos, hasta este momento, donde su nueva banda presenta los temas de su recién lazando debut.

Amada por algunos y odiada por tantos otros, hilera tras hilera de banderas flamean ante cada tema que la banda entrega a su gente. Público joven que en muchos casos vino exclusivamente para verlos a ellos. Finalizando el show la temida tormenta cayó sobre el predio y fue la bisagra como cada año. No hay Cosquín Rock sin lluvia y sin barro, dicen algunos como latiguillo, cada vez más certero.

El agua dio idas y vueltas ante el paso de Guasones, y el crédito local Eruca Sativa, grupo que pasa por un gran momento, demostrado por su lugar en la grilla y las miles de remeras de la banda que desfilaban desde temprano. Muchas de ellas estuvieron haciendo el aguante en la Carpa Alternativa a Marilina Bertoldi. incluso el líder de Octafonic fue a apoyar a la tía de Julián Sorin, el hijo de menos de un año que tiene junto a Lula Bertoldi.

El espacio Geiser los tuvo a los Rayos Laser, que desde Villa Maria trajeron su pop/rock dulce cada vez más radiable. En pleno temporal pasaron Infierno 18 y Diosque, que se aseguraron algo de público cautivo que buscaba resguardo de la tormenta, idéntica situación se vivió en la otra carpa con Sol Pereyra, donde la ex Los cocineros presentaba su material solista.

La Bizarren Miusik Parti, regresó al CR. Esta vez trajo al imitador de Charly Garcia, que en lugar de hacer humor y satirizar al eximio músico, mezcló playback con karoaoke. También aparecieron un Spiderman pasado de trucho y Pablito Ruiz.

Muchos le metieron pilas y disfrutaron a pesar de estar embarrados y totalmente empapados, pero lo cierto es que la vez anterior estuvo mejor. Un Sergio Denis, o soñar con Asspera, o siquiera Los Olestars eran números que resultaban mejor propuesta, aunque seguramente también un mayor gasto.

Antes, Favio Posca en la misma carpa hizo desfilar a sus personajes, llenos de humor border, escatológico y guarango al mango. Las versiones cumbia de éxitos de los Rolling Stones y una improvisada ducha con el agua que se colaba en la carpa fueron los puntos más fuertes que la gente capturó con decenas de celulares en el aire entre carcajadas y aplausos.

La peor parte de la lluvia en el principal se la llevaron La Vela Puerca y Las Pastillas del Abuelo. Ambas decidieron acortar su set para que todos se puedan ir antes para secarse y comer/tomar algo caliente.

“Buenas noches, valientes”, fueron las primeras palabras de Piti Fernandez para los pocos de los suyos que aguantaron hasta las una y media. La banda arrancó con “Inercia”, primer corte de Paradojas (2015), un escalón superior en cuanto a composiciones, música y letras para la banda. Luego pasaron algunos clásicos para volver al nuevo disco con “Rompecabezas de amor” y “Permiso y prometo”.

La lluvia perdonó un poco, pero a minutos de las dos y media de la mañana volvió con todo, para no parar hasta el amanecer, los poquititos que aguantaron hasta el final salieron corriendo, chapoteando en el barro.

Cobertura Cosquín Rock 2016 Día 1

Cobertura Cosquín Rock 2016 Día 3

Galería de fotos Cosquín Rock Día 2 por Diego Maita:

2016-02-07 CR_-_02_Eruca_1_resize

2016-02-07 CR_-_03_Eruca_2_resize

2016-02-07 CR_-_04_Fidel_resize

2016-02-07 CR_-_06_Posca_resize

2016-02-07 CR_-_01_Blazer_resize

Seguí leyendo

Cosquín Rock 2016 Día 1: Hay que matar al presidente 

Eduardo Pece

“La Vieja” Barrios | Convocan a colaborar con el histórico asistente de Spinetta

Redacción

El Cuarteto en Cosquin

Redacción