Coberturas

Santuario en Beel Zebul

santuario

La legendaria banda salteñas volvió a los escenarios en una noche con mucho Metal y Hard Rock. RS se hizo presente y te cuenta que pasó en Beel Zebul.

luis sarmiento pozza Por Luis Sarmiento Pozza – [email protected]

El domingo pasado en uno de los pocos lugares con el que contamos para asistir a recitales de Metal, se llevó a cabo la primera presentación de Santuario en el año. Acompañaban en esta noche Clownface, Ater Silence y Kratos. Prometían mucho y se la pasó muy bien!!!

El encuentro comenzó a las 22:30 las puertas se abrieron aproximadamente a las 22:00 mientras pasaban los minutos, nos acomodamos y nos entretenían con algunos buenos videos musicales, muy variados de Metal y de otras estilos. Buena cantidad de gente, a la expectativa de todo.

Pedimos algo para calentar el cuerpo. Y mientras estábamos con el mismísimo “Satanás” (en mano) en la barra, se da inicio al recital.

La primer banda en subir, eran los Clownface. Enrolados y abarcando todo lo que es el ÑU, arrancaron con mucha fuerza.
Sinceramente no es un estilo que me guste, ni en lo mínimo. Pero se los notó bien parado y cómodos. C
uando comenzaron hubo una pequeña falla en el micrófono del cantante, pero no fue motivo para detenerse y empezar de nuevo, éste siguió cantando aunque no se lo escuchara. Se solucionó ese pequeño problema y siguió con el tema agarrando donde las circunstancias lo habían parado. Exactamente tocaron 50 minutos, en donde realizaron temas propios y un par de covers. Al finalizar cada tema, la gente sólo aplaudía y se acercaban a tomar fotos. Covers que realizaron… uno de Nirvana en donde algunos comenzaron a agitar sus cabezas. No hicieron ese tema como una banda de Grunge. Lo realizaron a lo que la banda respecta a estilo. Al igual que un tema de Metallica que realizaron y un clásico de Black Sabbath, todo adaptado a lo que la banda practica. En el momento que comenzaron con los riffs de Paranoid, más de uno se emocionó, pero cuando comenzó a podrir la voz, se le fueron las ganas de hacer un pogo. Otros disfrutaron de esa versión. Lo paradójico de esa presentación fue el hecho que el cantante al realizar este Himno de Black Sabbath o al hacer One de Metallica, gritó en el escenario, y pido perdón por escribir esto, “aguante el falso metal”. Una frase que rápidamente nos recuerda a los Manowar, que en un momento de la noche estuvieron en la gran pantalla de BeelZebul, con el Verdadero lema “Muerte Al Falso Metal”, una frase que conlleva mucho, y que por su mala interpretación genera disputas. Al terminar la presentación de esta banda, me acerqué a preguntarle al vocalista de la misma, qué si habíamos escuchado bien, con lo que me corroboró lo que todos pensamos. A la mayoría de los metaleros de buena ley que se encontraban en el lugar, no nos gustó nada. Ahí quedó todo. Con miradas que despreciaban a la banda, por de parte de muchos en el lugar.

Sin seguir en esto, la gente de Ater Silence, se preparaba para subir al escenario.

ater silence

Y comenzaron con toda la potencia que caracteriza a esta muy buena banda de nuestra provincia. La verdad da gusto saber que estos muchachos, llevan en alto la bandera del Metal y bien en Alto. Tremenda energía mantenían en la hora de estar en el escenario. Comenzaron con un tema de Vampiria, qué bien que lo hicieron!!! Rápidamente se armó EL Pogo, que no dio respiro, y en ningún momento. Realizaron temas de su propia autoría, muy buenos temas por cierto. Mientras cumplían con su cometido, el de volar las cabezas de todos nosotros con su buena presentación. Un amigo de la banda, se paseaba por todo el escenario registrando todo con una filmadora hasta en el mismo Infierno que se creo con ese pogo. Incluso el vocalista de esta banda, se tiró de arriba de un salto para formar parte de ese gran pogo que se armó. Impresionante y poderosa presentación de los Ater Silence. Tocaron también unos 50 minutos, pero cuando uno disfruta tanto lo que está aconteciendo pareció que fue la mitad de tiempo. Ellos seguían con toda la FURIA en el escenario, y recalco esa palabra porque fue un tema que interpretaron y fue realmente desgarrador. Muy buena puesta en escena por parte del frotman de la banda, que en un momento dijo: “Podemos dejar de pensar unos minutos con la mente, y comenzar a pensar con el alma?” con lo que largó con Oscuro Silencio tema que no tenía que faltar, y al realizarlo, fue cuando ese pogo se convirtió por demás demoledor. También realizaron un tema de Moonspell, el reconocido para cualquier oído, Alma Mater.

La verdad, que Ater Silence está pisando muy fuerte. Y acechando con todo. Para no perderse ninguna de sus presentaciones. Tengan en cuenta.

Se bajan de escenario con una gran satisfacción por de parte de todo el público por tan lograda presentación, y sube el Power Trio Salteño, Kratos.

Esta es la clase de Hard Rock que les gusta a muchos. Mucha energía, potencia en sus riffs, una batería aplastante. Y una vocalista que al estar pendiente también del bajo, se encontraba a la altura de las circunstancias. Muchos concordaron que los Kratos sonaron mucho mejor que su última presentación. La verdad que estuvo muy bueno lo que demostró y cómo se sigue desenvolviendo. Realizaron temas propios. Con lo que nos dimos cuenta que tienen ese gancho para que no te lo vuelvas a olvidar a los temas. Ya que terminamos coreando desde nuestro asientos los estribillos de algunos de ellos. Y temas que sonaron la vez pasada, lo reconocimos fácilmente. Hicieron el tema de Pink Floyd, que a mi paladar, sonó muy prolijo y me atrevo a decir que mucho mejor que la última vez. No tocaron tanto tiempo como las demás bandas. Quizás solo para darnos una idea lo que será su próxima presentación, en donde de manera oficial presentarán su primer disco. Siempre cabe destacar la escena por de parte de su guitarrista, que nos muestra que una guitarra es suficiente para hacer un buen Hard Rock.

No hubo pogo. Mucho prefirieron disfrutar a la banda desde sus asientos. Son una de esas que te dan ganas de mirarla, escucharla y tomarte algo fresco. Y eso fue lo que hicimos muchos, jej. Muchos gritaban a los Kratos haciendo mención de su nombre. Y alentándolos para que no paren. Pero se acercaba la noche y el recital tenía que continuar para finalizar alguna vez, por más que no se quería en esos momentos.

Se retiran los Kratos y sube Santuario

santuario

Antes de comenzar con su presentación, estuvieron probando sonido, pasaron unos buenos minutos. Y una vez todo listo. Esas baquetas comenzaron a aplastar los parches. Y largaron esos riffs que un Hernán Bass sólo puede demostrar para una banda de estas características. Sinceramente y musicalmente hablando, estuvieron impresionantes. No recuerdo a qué hora comenzaron a tocar, porque cuando estás disfrutando de un recital difícilmente uno puede estar sentado con una hojita de papel y un lápiz. No es mi estilo. Uno no tiene la noción del tiempo a veces. Y solo quiere hacer pogo y apreciar a la banda.

Santuario es una banda que tiene ya sus buenos años. En qué estado se encuentra la banda actualmente? Fueron precisos, demostraron mucha fuerza, tienen uno de los mejores guitarristas de Salta. Un baterista que realmente la rompe, un bajista acorde a lo que es Santuario, y la voz femenina que le da otra forma (en cierto aspecto). Y la voz del Firu que posee mucho huevo. Pero esta vez no llegó al público. O al menos no a todos y si a pocos. Interpretaron temas de su primer disco Alas de la Libertad. Interpretaron temas nuevos, que irían en su segundo disco pronto a editarse y los que grabaron en ese EP que presentaron alguna vez en este mismo lugar, con una aceptación por demás elogiada del público, hace un par de años (exactamente). Y este fue el motivo de este gran recital. Recaudar algo de plata para poder grabar. Una lucha de muchas bandas hoy en día. En fin, comenzaron con toda la energía y a pesar que solo eran pocos saltando, la banda mantenían su euforia. Hernán Bass, estaba realmente poseído, tocando sus seis cuerdas. Realizando cada solo que dejó boquiabierto a más de uno. El baterista en un momento mordió la baqueta y le pegaba con el puño a los platillos. El bajista que se tiraba al suelo mientras mantenía su papel en el escenario. Firu cantando a un público casi inmóvil. Nada detuvo a Santuario. Yo y amigos disfrutamos mucho su presentación, a pesar de todo. Realizaron el tema Entre Sueños, uno de los mejores de su disco, en donde invitaron a Matías (cantante de Ater Silence) para que acompañe a Firu en las voces. Qué bueno que estuvo eso. Los dos señores al frente y se armó un pogo más fuerte a pesar que éramos muy pocos. Siguieron presentando temas. Y si no me equivoco, el último que interpretaron era la primera vez que lo tocaban en vivo. Muy buen tema para armar uno de esos pogos brutales. Pero no hubo nada, lamentablemente, el local ya estaba vaciándose. Dónde estaba el público??? En cada recital siempre hay caras nuevas. Y los que acostumbrábamos a ver siempre, ya no están. Qué pasó con el Santuario que cuando subía te golpeaba la cara con su música. Obviamente corre por el lado de nosotros como público y ellos como banda. Esperaremos por más recitales!!!!

Salud!!!

Seguí leyendo

Un Festival solidario

Redacción

El Limbo por el NOA

Redacción

Carlitos y su amiguito Santuarito

Redacción